jueves, 28 de octubre de 2010

Si te pones así...

¿Eso ha dicho tu padre?
¿Así?

Pues corre ve y dile que ya no me caso.
Por estas.

O pensándolo bien no te vayas corriendo.
Andandito.

¿Qué pasa?

Si me miras así se me apaga la luna.
No llores.

Prepara un hatillo que voy por el mulo...
y corre.

8 comentarios:

Carmen dijo...

Mi vista me traiciona, o mejor, me da pistas; leí Alinandito en vez de Andandito. Lo cierto es que antes del error, ya sabía que eran palabras de tu cosecha. Inconfundible, amigo.

tangai dijo...

Qué preciosa... Es tan hermosa como la mirada sorprendida de un niño... Tal vez, la de aquel niño.

María Dolores dijo...

A mí me han traicionado la vista y el pensamiento, me parece a mí que Alinandito estaba en la barriga de su mamá. Bonita metáfora eso de "se me apaga la luna" y si me equivoco cojo el hatillo y el burro y me voy yo, pero no me riñas que la mente es libre y a mí me ha dado por pensar eso.

lo importante creo que es que tiene el sello personal de Alinando.

Loli.

genialsiempre dijo...

Pues a estas horas y con la luna apagada, solo el hermoso reflejo de estas palabras me permiten seguir.

Equilibrista dijo...

yo también he leído alinandito, xDDDD

tierna historia a escala ;)

Dys dijo...

Pues si la luna se me apaga, aprovecho y a cuestas la llevo.

Sinceramente: muy bueno.

-David, penúltima adquisición de la Escuela de Letras Libres.

Dani7 dijo...

Muy buena lo de la luna. Y el Hatillo....
Tu sabes en Medina seria un Jato, y donde haya un meinato no cuelgue´l jato.
Pero es mentira....
Un abrazo amigo.

Raquelilla dijo...

Premonisiooooon amigo condurtóooo. Ma pasao lo mismito que a Carmen y a Deivi, leí Alinandito también. Y no me preguntes por qué, pero se me ha antojao que el niño es Sancho Panza de pequeño, que quieres, se me ha infundío una imagen de este personaje, yo y mis ocurrencias.