jueves, 5 de enero de 2012

UN SUEÑO.......



Aquella mañana Dios se levantó malhumorado y me pidió de desayunar un par de huevos fritos con bacon… y eso hizo que de repente todos los planes que tenía para este día se fueran al traste pues solo quedaba el mugriento y escaso aceite del refrito de la noche anterior y pese a saberlo su malhumor no permitía que le sirviese otra cosa que no fuesen esos huevos fritos con bacon.
Ese día había decidido dejarme guiar por mis deseos y por el tan cacareado pero no menos hermoso pasaje de "El Principito":
"¿Y de qué te sirve poseer las estrellas?
- Me sirve para ser rico.
- ¿Y de que te sirve ser rico?.
- Me sirve para comprar más estrellas.
         Tenía  decidido regalarme esa hermosa mañana a mi mismo sin que nada perturbara mis deseos, así que decidí dejarme acariciar por el sol otoñal que se hacía visible sin que nube alguna pudiese interponerse entre él y yo como si de una pareja de amantes se tratase. Era justamente en el momento que había dejado mi mente vagar tranquilamente divisando esa hermosa mariposa blanca que se había posado en la rama superior del pequeño limonero y que tal vez le susurrara la envidia que sentía de la vida que este tenía por delante y a la vez mostrándole la libertad que poseía de pasear de un lugar a otro y además contar con la admiración de este que escribe.
         Decidí fijar mi atención en aquellos detalles que en días, semanas o meses anteriores pasaron desapercibidos, así que me gustó ver el bambolear de mis pilistras aburridas de tanta quietud, el brillo de mi cactus y la belleza de esa hermosa planta que sigo nombrándola por el nombre de la persona que me la regaló debido a que aún no me detuve a buscar su nombre, tal vez en latín en Internet, o cómo  las hojas amarillas del kumquat van cayendo al suelo para renovarse tiempo después o el gorrión revoloteando a mi alrededor con el miedo lógico a ser cazado.
         Cuánto me habría gustado que su desayuno hubiese sido a base de zumos, frutas y cereales y que ese día no se hubiese tenido que sacrificar a ningún animal con el único fin de satisfacer "sus necesidades".
         He de darme prisa en servirle sus huevos fritos con bacon, pues había decidido dar un paseo con su flamante helicótero por el mundo con el fin de divisar si todo está en orden….   Al igual de repente decidió desayunar fuera,  pues el helicóptero no estaba allí………. 

4 comentarios:

Pedro dijo...

¡Pues sí que hay detalles que se nos pasan por alto a cada instante!
Me gustaría saber a quien tengo que felicitar por este relato tan divino.

Luciérnagacuriosa dijo...

Enhorabuena por tu bautismo en el blog, Soñador, está lleno de matices preciosos.

Asteroide B 612 dijo...

Gracias Pedro y Gracias Luciérnagacuriosa por vuestros comentarios, eso es estimulante para un novato.

Carmen dijo...

Pues yo sigo sin enterarme de quien es el padre del relato. De todas maneras, seas quien seas, enhorabuena, has conseguido un relato muy poético.