lunes, 5 de enero de 2009

ERRE QUE ERRRRRE

Siento reiterarme hasta la pesadez, pero esta foto no me dejaba tranquilo y mis nerviosos dedos buscaban el teclado para que sus azarosas yemas reventarán de rabia.


Esto es el Advenimiento del Mesías en Gaza


DE VANIDOSOS CAÑONES

POLVO DE NIEVE CAE

SOBRE LA CIUDAD.

QUE ES FUEGO DE NIEVE

CON BRILLANTES LUCES

DE MALDAD, DE MUERTE,

SEMBRANDO UN ÁRBOL DE ODIO,

UNA ROJA ESCARCHA,

Y UN MESÍAS DE RENCOR

QUE BROTA

A CADA CORAZÓN QUE MUERE,

A CADA CORAZÓN QUE NACE.

UNA NAVIDAD DE BLANCA SANGRE.


AY! LOS MAGOS REYES DE ORIENTE,

DEL PROXIMO, DEL MEDIANO,

DEL CERCANO ORIENTE;

IGNÍFUGOS REYES

CON FALSOS TURBANTES

DE LA MÁS FINA PLATA,

DE LA MÁS FINA AVERSIÓN;

REALES PRESTIDIGITADORES

DEL TODO Y DE LA NADA,

DEL MÁS NEGRO ODIO,

DEJAD VACÍAS VUESTRAS MANOS

Y SACAD DE LA BLANCA TRINCHERA,

DE LA MÁS ROJA NIEVE

VUESTROS PUTREFACTOS CADÁVERES

LLENOS DE RENCOROSOS GUSANOS

Y OREARLOS A LA LUZ

DE ESTE MAJESTUOSO ÁRBOL

PLANTADO POR VOSOTROS.


Y QUE EL HOMBRE OS PERDONE,

PORQUE DIOS,

DIOS NO EXISTE.





¡¡¡MIERDA DE GUERRA !!!



moy.

9 comentarios:

María dijo...

Vengo del blog de Pedro que también es colaborador de éste, voy a ojearlo con vuestro permiso, me quedo entre vuestras palabras.

Saludos.

genialsiempre dijo...

Que barbaridad!!, bueno y oportuno a más no poder. Moi, eres genial.

José María

Antonio Fassa dijo...

Pues que los hombres nos perdonen.
Queda dicho por la implacable pluma de Moe.

Escuela de Letras Libres dijo...

Genial, como siempre en ti, Moy. Lo único que lamento es que se transparenta en tu escrito tu sufrimiento. A mí tampoco me gusta ver sufrir, ni me gusta ver niños muriendo impunemente, ni que el dolor sea la herramienta para luego llegar a acuerdos políticos, ni me gusta...

Ojalá no tuvieras motivos para inspirarte ese tan genial y duro poema.

P.D. "Ojalá" es una palabra árabe y significa "Dios lo quiera".

Escuela de Letras Libres dijo...

Perdonad mi despiste, lo anterior es mío.

Antoñín

Equilibrista dijo...

Me desconecto unos días, y se me amontonan vuestros textos tan buenos como siempre. Moi, tus versos ilustran esta navidad negra manchada de rojo... versos desgarrados apuntando al centro de la herida... sigue gritando que te escucharemos...

Nayuribe dijo...

Odio que unos pocos se tapen los oídos, y no escuchen los gritos de la gran mayoría que pedimos paz... que necesitamos un alto para esta guerra sin sentido...

Pedro dijo...

Ya no se sabe ni para donde gritar, no llega ni el eco.
Pero este poema sí que me llegó.
Genial.

Escuela de Letras Libres dijo...

Ya ves moi los hombres andan buscando el perdón de un Dios que es sordo. tú sabes que sólo lo obtendremos de los otros, de los hombres ¿por qué nos cuesta aprenderlo?. Recitaré también tus versos a las armas para acallarlas y que las oigan los hombres. fita